Sidebar

Menú

Presidente de la CNA, Hernán Burdiles: "Nuestro desafío es generar un cambio cultural para que nos consideren una institución cercana, comprometida con el diálogo y la cooperación"

Noticias

* La Comisión Nacional de Acreditación rindió su Cuenta Pública 2020, la que ya está disponible en www.cnachile.cl.

* Como parte del acercamiento e interacción con los diferentes actores del sistema de educación superior, hasta la fecha se han concretado más de 1.600 aportes de los diferentes actores involucrados.

La Comisión Nacional de Acreditación entregó su Cuenta Pública anual, con énfasis en trasmitir la prioridad de avanzar aún más: en la simplificación de los procesos, sustentada en una nueva y permanente cultura de diálogo, siempre atendiendo a que se concrete de una "forma abierta, transparente y transversal".

El presidente de la CNA, Hernán Burdiles, argumentó que con esto "Se pretende abordar materias como la extensión de los informes autoevaluativos, la razonabilidad del proceso de examinación externa, la carga de información que, sabemos, muchas veces es redundante y puede transformarse en un despropósito ya que no converge en un adecuado foco evaluativo".

"Esta nueva cultura es la base de una misión institucional que nos encomienda la ley, cual es la promoción de la calidad. El 2021 será el año donde consolidaremos el acercamiento a las instituciones de educación superior iniciado el 2020, cuyo objetivo es arraigar la cultura del acompañamiento para la mejora continua. No queremos que nos sigan viendo como el policía de turno, sino que como una institución cercana que promueve un diálogo constructivo", resaltó Burdiles.

"Prueba de esta nueva fase de acercamiento fue que, para la definición de los Criterios y Estándares de Acreditación, que debieran estar listos en julio próximo, concretamos 1.100 aportes del público en general; sobre 200 contribuciones técnicas de las propias instituciones de educación superior y más de 300 profesionales asistentes a 15 talleres, donde se discutieron en profundidad estos instrumentos. Clave también fue el rol de SINACES, que realizó un análisis exhaustivo y minucioso de las propuestas de la CNA, con una interacción franca y leal, para el levantamiento de alertas y aportes en cada una de las normativas".

Otra de las grandes novedades del 2020 y que se comenzó a implementar anticipadamente este 2021, es el derecho de las instituciones de educación superior de ser oídas en aquella sesión, donde se deba decidir su acreditación. "Esta medida ha sido bien recibida por las instituciones, ya que, si bien la asistencia es voluntaria, este derecho ha sido ejercido por todas las entidades", enfatizó el presidente de la CNA.