Fiscalía determinó no perseverar en casos de sacerdotes Luis Rubio y Cristián Catalán

Noticias

El Ministerio Público resolvió no perseverar en la investigación que lleva adelante en contra de los sacerdotes Luis Rubio de Pichilemu y Cristian Catalán de San Fernando imputados por el caso conocido como "La Cofradía" y donde otros 12 religiosos están en las mismas condiciones, esto debido a que en la causa hasta ahora no se ha logrado determinar que existan antecedentes sólidos para llegar a una acusación.

En la audiencia que tuvo lugar en el Tribunal de Garantía de Pichilemu, la Fiscalía determinó finalmente no perseverar contra ambos sacerdotes ya que no cuentan con los antecedentes suficientes para llegar a una acusación.

Esto significa que pese a no existir pruebas ni evidencias acusatorias, la investigación sigue en curso, ya que en rigor no se ha decretado el sobreseimiento total de la causa, situación que en cualquier momento podría ser discutida en una audiencia especial en la que estarán presentes todos los intervinientes en la investigación.

"Esto quiere decir que durante el tiempo en que se ha llevado adelante la investigación por parte del Ministerio Público, no se han reunido los antecedentes suficientes como para poder llegar a una acusación contra los sacerdotes Luis Rubio de Pichilemu y Cristian Catalán, párroco de la Parroquia San Fernando Rey de la capital de la provincia de Colchagua.

Esta resolución es la misma que enfrentan otros 12 sacerdotes de la región de O´Higgins que en una primera instancia fueron vinculados a supuestos ilícitos de connotación sexual en el llamado caso "La Cofradía" y a quienes tampoco se les ha podido comprobar delitos. En algunos de estos ya se decretó el sobreseimiento total de la investigación.