Sidebar

Menú

Litio: pan para hoy, hambre para mañana

Noticias

-El denominado oro blanco se posiciona como un mineral clave para el país, no solo para la economía, sino también por su aporte científico respecto a la electromovilidad.

-Inversionistas extranjeros serían los principales beneficiados con la explotación del mineral en el territorio nacional.

Chile posee alrededor del 52% del litio a nivel mundial según el Ministerio de Minería. Actualmente, los inversionistas y empresarios chinos se están llevando todo el dinero proveniente de las minas en nuestro país. La idea es que ellos compren el litio producido por las mineras chilenas, no que vengan a expropiar los territorios por un par de monedas. Eso puede ser bueno para el bolsillo se llene de una pasada. Pero a la larga esto no es sostenible.

El llamado "Oro Blanco" es un mineral muy valioso que tiene Chile. Además de los chinos, las empresas estatales también han puesto su ojo en el mercado de litio. De hecho, es el gobierno chileno el que ha salido a cazar inversionistas. El mismo Baldo Prokurica, Ministro de Minería, se juntó hace un año con fábricas de India. Y para darle un toque más directo a las negociaciones, el vicepresidente ejecutivo de CORFO, Pablo Terrazas, visitó Beijing para promover las ventajas de Chile en la industria productora de litio.

Hay que asignar un porcentaje para que extranjeros inviertan, pero que sea solo un porcentaje ínfimo. Debemos hacernos cargo de los recursos naturales que están en el territorio, así Chile crecería en unos años de manera exponencial. Para los inversionistas debería ser como cualquier mercado. Si quieren litio, paguen por él. Pero, que no vengan acá a exportarlo. También, se puede usar como moneda de cambio. El gigante asiático es una de las potencias más importantes del mercado. Pero nuestro país necesita petróleo. Basta de que sólo los grandes empresarios se lleven todo el dinero. Hay que pensar en los ciudadanos. Podríamos intercambiar el Litio por petróleo y así se aliviarán las cuentas de muchos chilenos.

El litio es clave para el país, no solo en lo económico, sino que aporta a la electromovilidad. Este metal es imprescindible para la producción de baterías de vehículos eléctricos. Es decir, ¿Se pueden imaginar la facilidad que se nos haría poder fabricar nuestros propios autos eléctricos, ya teniendo el principal material de sus baterías? Chile tiene esta oportunidad de convertirse en un país más sustentable, sin tener que gastar tanto.-