Tras restauración: Vuelve a abrir sus puertas la Iglesia San Fernando Rey

Noticias

Intendente Juan Manuel Masferrer encabezó la reinauguración de este templo de gran valor arquitectónico y patrimonial, que se encuentra ubicado en pleno corazón de la ciudad y que por lo mismo se ha transformado en parte de su historia y de los sanfernandinos. Jefe regional señaló que esperaba que sea un lugar de encuentro, más en este momento en que debemos alcanzar la paz y la unidad como país.

Este viernes por la mañana, el Intendente Juan Manuel Masferrer encabezó la reinauguración de la restaurada Iglesia San Fernando Rey, templo de gran valor arquitectónico y patrimonial de la capital colchagüina, el cual sufrió serios daños en su infraestructura luego del terremoto del 27 de febrero del año 2010.

Es por esta razón, y con el fin de devolverle a los sanfernandinos esta preciada parroquia, así como de rescatar parte de su identidad y de la antigua construcción, es que se llevó a cabo un proceso de restauración, esto a cargo de la Dirección de Arquitectura del Ministerio de Obras Públicas, trabajos que significaron una inversión superior a los mil quinientos millones de pesos y que fueron financiados por el Fondo Nacional de Desarrollo Regional (FNDR).

“Más que un templo o un edificio. Esto es parte de la comunidad, es parte del patrimonio de San Fernando. No es solamente de los católicos. Así que es muy importante que la comunidad tenga otro lugar de encuentro en momentos que el país atraviesa tiempos complejos”, aseguró el Intendente Juan Manuel Masferrer.

“Sabemos que nuestro país está acostumbrado a las adversidades y el 27 de febrero del 2010 sufrimos el terremoto más grande de la historia. Diversas instituciones, templos y edificios fueron afectados y ahí comenzó un plan de reconstrucción. Hoy tenemos este nuevo logro, que es tener nuevamente este templo para San Fernando”, afirmó el jefe regional.

En representación del alcalde Luis Berwart, el director de la Dirección de Desarrollo Comunitario de la Municipalidad de San Fernando, Franco Hormazabal, apreció el esfuerzo realizado para la restauración de esta iglesia. “Bastante conforme y contento. Era una obra que todos los sanfernandinos estábamos esperando”, agregando a la vez que “tenerla con las puertas abiertas y poder brindarles un lugar de encuentro a los feligreses de la parroquia San Fernando Rey y a todos los sanfernandinos es una satisfacción para todos”.

Por su parte, el párroco Cristian Catalán se mostró feliz de haber finalizado todo este proceso que “comenzó hace ocho años atrás. Hubo mucho trabajo y esfuerzo para poder llegar a este momento de Dedicación de este templo parroquial que es un ícono de esta ciudad”.

Al mismo tiempo, el religioso recordó el daño que sufrió la iglesia con el devastador terremoto del año 2010. “Quedó gravemente dañado, sobre todo los muros posteriores y el fondo del templo, lo que podía provocar desprendimiento de material. Luego de gestiones con las autoridades pudimos llegar a este logro”, detalló.

El proyecto de recuperación consideró la intervención completa de su estructura. Se restauraron muros, la techumbre, cielos, puertas, los marcos de éstas, ventanas, rejas de cierros, mamparas, pavimentos interiores y exteriores. Además, por su antigüedad, se contemplaron nuevas instalaciones eléctricas, así como la restauración de murales.

Cabe precisar que la Iglesia de San Fernando Rey se inauguró en el año 1877, con las dimensiones y características que se conoce a la fecha. Es parte del casco histórico de la capital de Colchagua, siendo un icono para la comunidad y esta provincia, es por esto lo significativo de esta iniciativa impulsada por el Gobierno Regional.

De la reapertura del templo, además del Intendente Juan Manuel Masferrer y las autoridades ya mencionadas, participó también el administrador apostólico, monseñor Luis Fernando Ramos, el senador Juan Pablo Letelier, el diputado Ramón Barros, los concejales Alejandro Riquelme y Andrés Jorquera, los seremis de Obras Públicas y de las Culturas, las Artes y el Patrimonio, Moisés Saravia y Lucía Muñoz, respectivamente, entre otros.