Ministra Schmidt e Intendenta Cofré visitan Santuario de la Naturaleza de Topocalma en el marco del Día del Medio Ambiente

Noticias

La zona busca ser un ícono en la conservación y el desarrollo sustentable local donde protección de la biodiversidad coexista con la recolección de algas, la pesca artesanal y el turismo.

En el marco del Día Nacional del Medio Ambiente, la Ministra Carolina Schmidt junto a la Intendenta Rebeca Cofré y el Seremi del Medio Ambiente, Rodrigo Lagos, visitaron el Santuario de la Naturaleza Topocalma Piedra del Viento, ubicado en la comuna de Litueche, que cuenta con una superficie aproximada de 2.440 hectáreas. Ya son más de 220.000 hectáreas que, a la fecha, se han protegido en el Plan Nacional de Humedales. 

Durante la actividad, la Ministra, Intendenta y Seremi, recorrieron el lugar junto al Presidente Confederación de pescadores artesanales de la región, Genaro Guerrero; la Presidenta del Sindicato de Pescadores Artesanales de Topocalma, Pamela Donoso, representantes de la fundación Rompientes, destacando el trabajo conjunto realizado con las comunidades de la zona, la fundación Rompientes y el Ministerio del Medio Ambiente. 

“Estamos en un área icónica no solo por su belleza y riqueza natural sino también porque aquí se protege el conocimiento cultural de las comunidades pesqueras y algueras que por años han vivido y se han desarrollado en esta zona. Un Santuario de la Naturaleza que incluye borde costero, humedales y una riquísima biodiversidad, en el que quisimos celebrar este día nacional del medio ambiente junta a su comunidad”, afirmó la Ministra Carolina Schmidt. 

La Intendenta Rebeca Cofré señaló que la creación del área protegida permite una mejor conservación y el desarrollo de actividades sustentables con el medio ambiente. “Como región estamos mostrando al mundo un santuario de la Naturaleza maravilloso, pero también estamos haciendo un reconocimiento a hombres y mujeres que con tanto sacrificio han dedicado su vida a extraer productos desde el mar”, dijo la jefa de Gobierno en O’Higgins.

Por su parte, el Seremi del Medio Ambiente O´Higgins, Rodrigo Lagos, sostuvo que “la biodiversidad de los humedales tiene un gran valor ambiental y social que estamos protegiendo con este nuevo santuario para la región, marcando un hito relevante al resguardar especies amenazadas, la biodiversidad marino costera, sus dunas, preservando la cultura pesquera y de recolección alguera local, la laguna costera de Topocalma, así como la rompiente de ola apta para la práctica deportiva”.

SANTUARIO DE LA NATURALEZA PIEDRA DEL VIENTO TOPOCALMA

Tras su aprobación, el Santuario de la Naturaleza Piedra del Viento Topocalma, se convirtió en la segunda Área Protegida que resguarda un ecosistema costero–marino en la región de O’Higgins, siendo el primero el Santuario de la Naturaleza Bosque de Calabacillo de Navidad declarado en 2013.

Una de las grandes fortalezas de esta zona es que los habitantes coinciden en la necesidad de establecer estrategias de manejo en conjunto, con una gestión y planificación del lugar, que permitan la conservación de la biodiversidad y de las prácticas tradicionales de recolección de algas y pesca artesanal.

“Es relevante el reconocimiento a la actividad que nosotros hacemos, lo que implica un respeto a una práctica cultural y ambiental en el manejo de los recursos de la cual estamos muy orgullosos” expresó Genaro Guerrero, Presidente de la Confederación de Pescadores Artesanales de la Región de O´Higgins. 

La solicitud de declaración fue ingresada en 2019 para la creación del área, firmada por diversos actores, como sindicatos y federaciones de pescadores artesanales, algueros de la zona y la Fundación Rompientes.

“Ha sido un anhelo de años el generar esta zona protegida, en la que partimos con una caracterización social y cultural la que complementamos con la riqueza de la zona y su valor deportivo. Buscamos que a través de una buena gestión del sector se puedan combinar los distintos usos del territorio de forma sostenible” explicó Juan Esteban Buttazzoni, Director de Fundación Rompientes.